26 de enero de 2013

"Aceptar de rodillas igual que bestia sola
la eternidad terrible del herraje de ser hindio
que estornuda estrellas gemebundas,
estrellas de madera, por las narices de sus marimbas,
mientras el mundo duerme intacto bajo la cáscara nocturna.

Miseria del agua y fuego,
y las seguras vueltas del humo
junto a las madres tristes de estar oliendo a nada
alrededor de ellas, porque ya nada huele,
desde que el hijo, convertido en hombre,
dejó su huella agradecida al cielo
que entre cerros enseña con las nubes
cómo mover los pies en los caminos.

(Fragmento de Meditaciones del pie descalzo)
Miguel Angel Asturias



No hay comentarios: