28 de enero de 2013

El Duelo

Pusieron cintas negras en mi pelo,
me vistieron de blanco y colocaron
en mi cintura un cinturón que ataron
con un moño que era de terciopelo.

Como un espejo, la ventana, el cielo
mi figura enlutada reflejaron,
las nubes y los ángeles cantaron
una alegre canción que era de duelo.

Y cuando me llamaron a la sala
para que saludara a las visitas
imaginé el color azul de un ala

y al ver aquellas lágrimas contritas
el beso absurdo que no quise darte
me permitió teatralmente llorarte.

Por la calle Viamonte que iba al puerto
celeste como el agua era estar muerto.

Silvina Ocampo
(Poesia "De Amarillo Celeste")



No hay comentarios: